LA actualidad política depresiva, la Justicia a la que le han dado por saco, la tragedia de Argentina, el carril bici, y todo eso, no debe hacernos olvidar que hoy es el día de los Juanillos. Si la gente no respeta ni que estamos en Carnaval, como dijo ‘Tres notas musicales’, cuarteto de El Peña y El Masa, menos aún a los Juanillos. Porque esta es la fiesta más maltratada de Cádiz. Esta afirmación viene avalada por tres detalles: 1. Los Juanillos no tienen pregón público (en San Antonio, el Falla o el Ayuntamiento) en esta tierra donde se encargan para cualquier chorrada; 2. Ninguna mesa redonda ha pedido que los Juanillos formen parte del Patrimonio de la Humanidad; 3. El alcalde González no le ha reclamado todavía a la Junta de Andalucía o el Ministerio de Cultura que le paguen un kilo y medio para los Juanillos.

SEGÚN ha explicado él mismo, hoy, viernes 22 de junio, a las 18 horas, Ignacio Moreno Aparicio dejará de ser el presidente del Ateneo de Cádiz, siendo relevado por José Almenara Barrios, actual vicepresidente primero. Esta es una noticia de las que parecen increíbles, ya que Ignacio ha sido presidente de esta institución durante 18 años, y fue secretario durante los 18 años anteriores. Por consiguiente, su vinculación mantenía ya visos de continuidad permanente. Sin embargo, está próximo a cumplir los 65 años, y ha considerado que es el momento idóneo para jubilarse del cargo, dejando al vicepresidente primero como sucesor.

LA migración irregular en las costas de Cádiz, en España, en Europa, no se solucionará hasta que se trate con realismo. Pasa, inequívocamente, por terminar con la colonización de África. Es un problema que se debe arreglar en origen, en esos países que antes eran colonias y ahora son anarquías. Los migrantes llegan a nuestras costas en oleadas mayores o menores, según las circunstancias. Ahora llegan más porque la UE le pagaba a Marruecos 40 millones de euros por el acuerdo de pesca, que va a caducar. El rey Mohamed VI y los suyos piden el doble: 80 millones por renovarlo y por cerrar la puerta que han abierto. Estas cosas funcionan así. Porque la migración también es un negocio.

UNA de las suertes que tiene el PSOE es que cuando dicen algo se lo aplauden de inmediato, mientras que cuando lo plantea el PP no se le presta credibilidad. Se ha visto con la presunta supresión del peaje de la autopista AP-4 entre Sevilla y Cádiz. En la primera legislatura de Rajoy, la entonces ministra de Fomento, Ana Pastor, dijo que no se prorrogaría la concesión en 2019, y nadie la creyó porque quedaba muy lejos. Después Íñigo de la Serna dijo lo mismo, pero puso una carita de circunstancias que no revelaba entusiasmo, y tampoco le creían. Sin embargo, cuando lo ha dicho el nuevo ministro de Fomento socialista, José Luis Ábalos, se ha recibido con entusiasmo. A pesar de que el PSOE no pedía eso, sino el rescate ya, sin esperar.  A pesar de que Ábalos ha reconocido que no sabe cómo van a pagar el mantenimiento. Y sin que sea seguro que en diciembre de 2019 esté gobernando el PSOE, a pesar de que Pedro Sánchez quiere agotar la legislatura hasta 2020. Lo mismo decía Rajoy y ha salido trasquilado.

EN la Catedral de Cádiz se inauguró ayer la mejor exposición religiosa organizada en la ciudad en el siglo XXI. Sin duda, Traslatio Sedis debería marcar un antes y un después en los criterios artísticos de la ciudad. Permanecerá abierta hasta diciembre y, si se promociona bien, se convertirá en un atractivo para el turismo cultural en verano y otoño. Esta exposición evoca a Las Edades del Hombre, que han sido un incentivo cultural para Castilla y León en las tres últimas décadas. La Fundación de las Edades del Hombre ha colaborado con la empresa Artisplendore, que ha montado esta exposición. Gracias al gran impulso que le ha dado el obispo, Rafael Zornoza, también hay que decirlo.